×

USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 

REEDICIÓN (2005)

AC/DC Back In Black

Epic-Sony BMG

Por Pablo Gil

AC/DC, Back In Black
 

Las pequeñas y espídicas manos de Angus Young son el Valhalla del riff gigante, diez dedos conectados a 100.000 millones de neuronas cuyo único propósito es electrocutar los peludos culos de una audicencia con ganas de pasar, simple y llanamente, un buen rato. Y dentro de tan apoteósico culmen del rock cavernícola, el de los estribillos machotes con puño en alto, el de los ritmos de martillo pilón, el de las letras que celebran beber cerveza y ligar con churris, “Back In Black” (1980) es el epítome, el summum. Este año se cumple el 25 aniversario de tan magna obra de AC/DC, y por ello Sony BMG relanza el estupendo digipack que ya salió en 2003, cuya bombástica remasterización era impecable y que se completaba con un texto de David Fricke. Ahora el aliciente es que los primeros 10.000 ejemplares incluyen un DVD con cinco canciones, cuatro de ellas aparecidas en el DVD “Family Jewels” (2005) y otra inédita.

La historia es bien conocida: Bon Scott palma en febrero de 1980 ahogado en su beodo vómito, los hermanos Young ni siquiera dudan de que el show debe continuar, fichan en abril a un nuevo cantante, recio pero menos versátil (Brian Johnson y su garganta de tubo de escape), componen diez temas de gruesa dinamita y en agosto los publican de luto riguroso. No más roll para su musculoso rock (su discografía de los setenta, menos hard, es un disparate de buena; queda dicho), solo algo sencillo, directo y poderoso (¿naíf?) en himnos propulsados por la repetición de dos o tres riffs y figuras de guitarra me-mo-ra-bles: “You Shook Me All Night Long”, “Hells Bells”, “What Do You Do For Money Honey”, “Back In Black”, “Rock And Roll Ain’t Noise Pollution”...

“You Shook Me All Night Long”.

Arriba