×

USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 

REEDICIÓN (2017)

ALLEN GINSBERG - WILLIAM BLAKE The Complete Songs Of Innocence And Experience

Omnivore
ALLEN GINSBERG - WILLIAM BLAKE, The Complete Songs Of Innocence And Experience
 

En 1948, el espíritu de William Blake se paseaba por el apartamento que Allen Ginsberg tenía en el Harlem hispano de Nueva York, y se dio lo que el beatnik bautiza como una “iluminación auditiva”. Ambos poetas compartían la inquietud de retratar a los niños perdidos por los desajustes sociales de sus generaciones, además de considerar música y poesía como la misma disciplina. Del título del libro, “Songs Of Innocence And Of Experience”, publicado originalmente en dos fases, 1789 y 1794, y traducido como “Canciones de Inocencia y de Experiencia”, Ginsberg deduce que son poemas para ser cantados. En 1968 musicó por primera vez “The Grey Monk” –incluida aquí en dos versiones–, canto antimilitarista que interpretó durante las protestas de Chicago ante la Convención Demócrata.

Estimulado, se encierra en 1969 en su granja a componer con Lee Crabtree de The Fugs; un año después, publica el resultado: diecinueve canciones grabadas en el Apostolic de NY con una banda de leyendas entre las que se encuentra Don Cherry, y que fue bautizada para la ocasión como los Blake Babies. Lo editó MGM con Verve Forecast y aparece aquí en el primer disco, donde se incluye la inédita “Brothels Of Paris”.

Otra experiencia a tener en cuenta, esta vez en San Francisco y amparado por Arthur Russell, con quien compartió conexión con el budismo, fueron once piezas más –recogidas en el segundo volumen; algunas ya presentes en “Holy Soul Jelly Roll. Poems And Songs 1949-1993” (1994)–, además de tres mantras. Las melodías compuestas para Blake tienen bagaje de cancionero, pero también esa calidad sanadora de las misas sánscritas, y, por este motivo, se incluyen juntas: entre la magia blanca y la tradición popular. Así, el sello Omnivore continúa con la recuperación de un clásico, Allen Ginsberg, que empezó con “The Last Word On First Blues” (1983 / 2016).

“The Little Black Boy”.

Publicado en la web de Rockdelux el 7/11/2017
Arriba