USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 

ÁLBUM (2016)

BENJAMIN FRANCIS LEFTWICH After The Rain

Dirty Hit-Music As Usual
BENJAMIN FRANCIS LEFTWICH, After The Rain
 

La sombra de Bon Iver es alargada. Benjamin Francis Leftwich es el enésimo artista subido al carro de ese pop con sonoridad de nuevo folk que parece ser la panacea para un puñado de artistas que, de una década a esta parte, encuentra en él la estética perfecta para sus proyectos. De entre este aluvión de propuestas similares, se hace necesario separar el grano de la paja para encontrar propuestas de verdadera valía.

“After The Rain” se engloba en esta fórmula de pop acústico y formas amables, y hará arquear las cejas al oyente quisquilloso. La voz un tanto impostada y a medio susurrar de Leftwich tampoco ayudará a convencer a los más críticos con este seudopop mainstream del siglo XXI. Pero este inglés veinteañero tiene algo, y ese “algo” brilla en determinados momentos del disco. Lo hace en el crescendo paulatino y sin aspavientos de “Groves”, en la rotundidad de un tema tan bien acabado como “Mayflies” –llamado a colarse en las listas de éxitos de la radiofórmula inteligente– o en la sutileza bien entendida de “Frozen Moor”, la hermosa canción con la que finaliza el álbum (aunque después hay un track oculto: “Just As I Was Waking Up”).

De modo que sí, la sombra de Bon Iver es alargada, pero, de vez en cuando, también aparecen segundas versiones capaces de plantar cara al original.

"Groves".

Arriba