×

USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 

ÁLBUM (2017)

BIG OK Big OK

Gandula-Chesapik
BIG OK, Big OK
 

Dios los cría y ellos se juntan: a Edi Pou (la mitad de Za!) y a la violinista Sara Fontán se les conoce por colaborar e improvisar con quien se les ponga a tiro –ya sea juntos (en Manos de Topo y en La Orquesta del Caballo Ganador) o por separado–, y el cantautor yanqui-catalán Paul Fuster suele ir por libre, pero se deja querer. La entente resultó providencial, y no solo en directo: aquí está el disco de Big OK, y esperemos que no sea el último.

En tan peculiar trío, las canciones de Paul –su voz, sus letras en inglés– serían el ancla, pero a partir de aquí puede suceder cualquier cosa. Tampoco es un disco de free, pero Edi y Sara son tan capaces de acompañar a Paul adonde este desee ir como de darle alas para que vuele hasta sitios insospechados. La paleta de arreglos posibles es tan inabarcable y la sensación de no saber qué va a pasar tan excitante que a veces da un poco de vértigo, pero ahí están las canciones de Paul, su guitarra, el folk, el fantasma de Jeff Buckley y el del grunge, que conecta con el post-hardcore del que viene Edi; y el violín de Sara, a veces tan delicado y otras absolutamente desatado, que a menudo nos transporta a esos setenta que tanto han inspirado al de Cardona.

Y esto es lo mejor: que aunque tengan puntos de contacto, sus referencias e influencias son tan variadas que nunca sabes por dónde te saldrán: ¿quién se esperaba, por ejemplo, que el final de “Núvols” recordara tanto a Kraftwerk? El disco está superbien, pero tenéis que verlos en directo: así nació Big OK, tocando e improvisando juntos.

“Núvols”.

Arriba