USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 

ÁLBUM (2010)

EL PETIT DE CAL ERIL Vol i dol

Bankrobber
EL PETIT DE CAL ERIL, Vol i dol
 

En el brete de su segundo disco oficial (antes ya corría una maqueta con temas que no están en ninguno de los dos), El Petit de Cal Eril afronta valientemente los dos grandes temas de la creación artística como son el amor y la muerte, y no lo hace siempre por separado. La muerte toma carrerilla en el arranque del disco con “Cendres” (“Cenizas”) y ese final con frase lapidaria –nunca mejor dicho, ya que la encontró grabada en el cementerio de su pueblo–: “¡Sois lo que nosotros éramos! ¡Seréis lo que nosotros somos!“. “Cau la neu” habla de uno de esos muertos encontrado años después, congelado bajo el hielo.

Y aquí empieza el juego de las simetrías, porque hay una –estupenda– canción de amor (aunque la muerte aparece al final) llamada “Vol”, más adelante otra llamada “Dol” y por fin una tercera, “Vol i dol”, que da título al disco. Y no es la única canción con segunda parte: del gran poeta Pere Quart, Joan Pons ha adaptado dos poemas de su libro de decapitaciones, “Decapitació I” y “Decapitació 2”, consecutivos. También tiene su doble “Partícules de déu”, una de las mejores, donde destaca la flauta travesera de Marina Varela. Este Petit no es tan instantáneo y alegre como el que ya conocíamos, pero ha ganado en profundidad. Ah, Roger Mas le da buena réplica en la segunda decapitación.

“Decapitació II” (con Roger Mas).

Arriba