USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 

ÁLBUM (2016)

ELLE BELGA Euforia

Gran Derby
ELLE BELGA, Euforia
 

Es más que probable que la imagen mental y sonora que uno asocie con la euforia tenga poco o nada que ver con lo que los asturianos Elle Belga proponen en su nuevo trabajo, pero todo tiene una explicación. “‘Euforia’ es la banda sonora de nuestra guerra de trincheras”, aseguran sobre un disco que se abre punzante y espinado con una “Victoria” que nos recuerda que “no ha llegado la paz” mientras desnuda hasta dejar con lo puesto los paisajes sonoros de “Refugio” (2013).

He aquí, pues, la euforia no como impulso entusiasta y vivaz, sino como estrategia de resistencia y confrontación. Lo de menos es que las letanías dolientes de José Luis García y Fany Álvarez avancen enredadas entre pellizcos de slowcore, pinceladas expresionistas de folk afilado y andamios instrumentales mínimos. La euforia, como la procesión, va por dentro, y solo emerge cuando Álvarez se convierte en el reflejo involuntario de Mazoni para proclamar que con la felicidad no basta mientras su voz amenaza con desmoronarse en cualquier momento.

Un hermoso ejercicio de descontextualización inversa –estábamos acostumbrados a canciones alegres con letras tristes, pero no tanto a canciones tristonas con letras que invitan a la lucha y a espantar el desánimo– que centrifuga el folclore asturiano entre guiños industriales –premio para “El pueblo”– y deshace a cámara lenta unas penas que acaban siendo alegrías. O, quién sabe, quizá es así como suena la euforia en aquellos lugares donde el barro de la trinchera protege y calienta.

“Victoria”.

(Se puede escuchar el álbum completo aquí)

Arriba