USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 

ÁLBUM (2015)

FERNANDO ALFARO Saint-Malo

I*M
FERNANDO ALFARO, Saint-Malo
 

Fernando Alfaro ha vuelto con un disco luminoso a su manera. Con las aristas que siempre rodean sus canciones, pero envuelto de un vigor y una vitalidad que, sin duda, lo colocan directamente como uno de los más importantes de su carrera y el mejor firmado con su nombre. Uno de los motivos para entender por qué su música vuelve a tener esta fuerza probablemente haya que buscarlo en la reunión de Chucho que se fraguó en 2013. Según contaba a esta revista entonces (RDL 317), el grupo apostó por centrarse en su repertorio más oscuro. Y como gran parte de estas composiciones fueron escritas en ese período, su resultado ha ido justo en la dirección contraria, como buena muestra del ingobernable carácter como creador del albaceteño.

Tampoco hay que olvidar el papel del productor Darío Vuelta y de su nueva banda en Barcelona, donde vive desde hace unos años: Xavi Molero (batería), Marcel Cavallé (guitarra) y Eduardo Martínez (teclado), además del propio Vuelta al bajo. Con ellos, su balanceo entre el rock electrizante e inmediato (“Arrancando las vías”, “Se aniquila piso”, “La luna aplastada”) y el pop clásico y delicado (“Saariselkä stroll”, “El ascensor de Herodes”, “Bonita fiesta, ¿verdad?”) suena engrasado y ágil. Pero si hay algo por lo que podemos hablar de plenitud es por sus imprescindibles letras, que aquí se detienen a menudo a reflexionar sobre el paso del tiempo, combinando de forma única otra vez estribillos memorables, crudeza y ternura.

“Saariselkä stroll”.

(Se puede escuchar el álbum completo aquí)

Arriba