×

USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 

ÁLBUM (1994)

GLOBAL COMMUNICATION 76:14

Dedicated

Por Luis Lles

GLOBAL COMMUNICATION, 76:14
 

Tom Middleton y Mark Pritchard conforman uno de los núcleos más activos del techno británico actual. Sus nombres se encuentran también tras proyectos como Link (más bailables) y Reload (más cyberdélicos), y en 1994 publicaron este ambicioso trabajo como Global Communication, un nombre que refleja su pasión por el arte interactivo. El título del disco, así como el de las canciones, hace referencia a su tiempo de duración, ya que no han querido poner títulos más explícitos porque, en su opinión, coartan y predeterminan la disposición del oyente. Un poco exagerado, ¿no?

El disco es un paseo extenso, relajado y soñador por el techno más progresivo y ambiental. Y así, “4:02” es puro aislacionismo chill out mientras que “14:31” remite al impresionismo de Satie bajo una capa de ambient-noise. En “9:39” y “4:14”, la deuda con el omnipresente Brian Eno es evidente. Los ritmos hipnóticos y las espirales cyberdélicas se adueñan sin contemplaciones de temas como “9:25” y “7:39”. Por su parte, “0:54” es una comunicación global (en ruso, alemán, francés, italiano, castellano...) a través de las ondas radiofónicas. Y “8:07”, “5:23” y “12:18” (que a mí me recuerda demasiado a la épica de Rick Wakeman) se acercan al minimalismo electrónico. Todo un trip.

“4:02”.

Arriba