×

USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 

ÁLBUM (2013)

LENDRONE Uno

Matapadre
LENDRONE, Uno
 

Este trío de A Coruña se sale del rebaño de los nuevos grupos gallegos con su intrincado y poderoso rock instrumental. “Uno” no es un disco perfecto, pero convence por su caudal de ideas, su ímpetu a la hora de desarrollarlas y su versátil y socarrona utilización de la electrónica. En él enseñan los colmillos de un modo que recuerda al de Trans Am, enfrentando los sintetizadores con guitarras punzantes y baterías musculosas (“Trollatünga”, “Canyonero”). Lo normal en un primer álbum es desparramar energía, pero también que aparezcan momentos de titubeo. En cambio, ellos se desenvuelven con agilidad y firmeza.

Por su instrumentación, alguna composición en plan escapista, lo anguloso de su música y cierto pulso progresivo, las referencias al krautrock son inevitables (“Don Balón”, “Velocirrápidor”, “Misa en Detroit”). Sin embargo, Lendrone no es un grupo precisamente obvio. La única norma que se imponen cuando trabajan es eliminar cualquier tabú, cuentan. Por eso, en medio de una paleta dominada por sonidos abrasivos, les cabe una canción de cuna que parece música hecha con juguetes, “La mécanique moderne”. Y sus estructuras son imprevisibles sin perder nunca pegada, algo en lo que recuerdan a Unicornibot.

“Misa en Detroit”.

(Se puede escuchar el álbum completo aquí)

Arriba