×

USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 

SINGLE (2016)

LORENZO SENNI Persona

Warp-Music As Usual
LORENZO SENNI, Persona
 

Rematando un año sensacional para Warp, su último fichaje, el italiano Lorenzo Senni, entrega un EP, “Persona”, que supone la culminación de su viaje en busca de la esencia de ese género tan denostado en la música de baile que es el trance. Lo hace, precisamente, eliminando un atributo capital de la etiqueta: la percusión. Se mantienen, eso sí, la euforia artificial, la exuberancia melódica y armónica y las subidas y bajadas, que él maneja con destreza de arquitecto.

Aunque los más puristas se han tirado de los pelos al ver en el catálogo de Warp este disco, encaja también con la música maximalista de gente como Rustie o Hudson Mohawke que el sello londinense ha editado en el último lustro. “Persona” se encuadra en un actual revival del trance, muchísimo más interesante que lo que el sonido dio de sí en sus orígenes, junto al trabajo de otros avezados productores, como Powell (su socio en Hot Shotz), Rabit, Evian Christ y PC Music (A. G. Cook hubiese matado por la desquiciada “One Life, One Chance”).

Senni, sin embargo, es el más radical de toda esta camada, con un enfoque más clínico y cerebral. Lo construye todo a partir de un sintetizador clave del hardcore (Roland JP-8000 Supersaws) que ha aprendido a manejar a su antojo hasta dotar a ese “trance puntillista” de una mayor complejidad en arpegios, arreglos de cuerda y orquestación. Pero, más allá del diseño de sonido, al introducir novedades notables como la más reposada, ensoñadora y baladística “Angel” y dejar que conviva con el resto del adrenalítico material, el milanés se ha graduado cum laude en sus estudios del trance.

“Win In The Flat World”.

Publicado en la web de Rockdelux el 25/11/2016
Arriba