USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 

ÁLBUM (2020)

LUCINDA WILLIAMS Good Souls Better Angels

Highway 20-Thirty Tigers-Popstock!
LUCINDA WILLIAMS, Good Souls Better Angels
 

La reina de corazones del country, con voz ajada y poderío incontestable aún a sus 67 años, vuelve a mudar de piel y, azuzada por los mismos males que sacuden el mundo, arrincona los lamentos temblorosos de “The Ghosts Of Highway 20” (2016) para calzarse el más grasiento y sufrido de sus monos de trabajo. ¿Country gran reserva? Mejor todavía: blues airado, rock’n’roll braseado y suculentas tajadas de electricidad volcánica. Viejas cicatrices de surcos pronunciados para explicar la actualidad, ajustar cuentas con Donald Trump entre los pliegues rugosos y las guitarras casi shoegazing de “Man Without A Soul”, apretar fuerte los dientes para masticar los versos de “You Can’t Rule Me”, exprimir a conciencia el garage en “Wakin’ Up” y tiznar el country con el vudú en “Pray The Devil Back To Hell”.

“Good Souls Better Angels” es, sin duda, el disco más directo, aguerrido y rocoso de la cantautora de Luisiana, una apuesta por la acción directa que, sin embargo, no solo no pasa factura a las composiciones (“Down Past The Bottom” es como escuchar a Patti Smith cantándole las cuarenta a Neil Young), sino que además encaja al dedillo como banda sonora de un mundo cada vez más tensionado.

Eso sí: para quien, a pesar de todo, siga suspirando por la Lucinda Williams trémula y confesional de “Essence” (2001) y “World Without Tears” (2003), ahí quedan los lamentos de “Big Black Train” y “When The Way Gets Dark” para jugar con las texturas, hacer diana en el corazón mientras llegan salvavidas en forma de versos esperanzadores (“don’t give up / take my hand / you’re not alone”, canta) y, en fin, combinar como nadie puñetazos y los abrazos.

“Down Past The Bottom”.

Publicado en la web de Rockdelux el 29/4/2020
Arriba