×

USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 

ÁLBUM (2017)

METZ Strange Peace

Sub Pop-Popstock!
METZ, Strange Peace
 

Hay poco que decir de Metz y mucho que escuchar: nos colocan su manifiesto a través de los directos. Y sus discos –ya van por el tercero– son una vorágine de grunge visceral que, como cantan en “Lost In The Blank City”, se te pega en la piel y forma una transparente película de sudor seco y adrenalina congelada. Sin ánimo de ser continuistas, simplemente con el afán de sembrar el desorden, volaron desde Toronto para encerrarse en el estudio de Steve Albini en Chicago y grabar en rigurosas tomas conjuntas las once canciones que habían preparado en los escuetos momentos entre sus giras. Y algo de la tensión de Big Black y Shellac ha calado allí, en “Escalator Teeth” y “Raw Materials”, por ejemplo. Pero también ha habido espacio para su productor de siempre, Graham Walsh, con el que pulieron los últimos detalles.

Lo que han demostrado en la variedad de tempos de su “Strange Peace” es que el caos puede ser preciso; es más, pueden calibrarse los distintos niveles que alcanza: abrupto (“Mess Of Wires”), melódico (“Cellophane”), popero (“Dig A Hole”) o incluso desconcertante en “Caterpillar”, donde se prueba esta “extraña paz” de la que hablan, que no deja de ser tensión a la espera de que su vehemente energía vuelva a atacar otra vez. Y aquí está su invitación a entregarse al pogo de nuevo.

“Raw Materials”.

Arriba