USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 

ÁLBUM (2010)

POOMSE Tomorrow Will Come & It Will Be Fine

Foehn
POOMSE, Tomorrow Will Come & It Will Be Fine
 

El debut del mallorquín Llorenç Rosselló (ayudado por Joan Castells, de Petit) contiene momentos de folk-pop precioso y armonioso como “The Lost Year”, cantado de manera hermosa junto a Mia Salazar (The Big Head Troubled Boy) y una “Anhedonia” que suena a clásico. Pero en general se reconoce una deuda con el slowcore. De hecho, incluye una estupenda versión de “Loss Leader” de Codeine, a la que aporta un precioso punto cálido al leerla con las vibrantes armonías del folk-rock espectral de Low y Kid Dakota. Hay más de esa oscuridad terrenal que Kid Dakota aporta al celestial concepto de Low en “No Tomorrow”. También en “Dillanesca”, con su siniestra electricidad. Y en “Liorna”, bajo sus atractivos fraseos melódicos de guitarra. Incluso en “The Third Cheek”, aunque acabe iluminada con su interesante superposición de instrumentos.

La construcción de las canciones, aunque a veces puede resultar extraña (“You Make Me Smile” se para en un estribillo chocante, pero acaba inflamándose en un sugerente final), es fascinante, como en “Boredom Is A Hungry Dog”, que se saca de la manga una canción pop sobre algo que parece folclore oceánico y luego muta a mediterráneo. El talento de Llorenç Rosselló no termina en construir y arreglar preciosamente las canciones; también brilla en la interpretación: además de tocar casi todos los instrumentos, tiene una voz muy personal con más de un registro y hasta un inglés con acento bastante digno. Grata sorpresa este disco de Poomse.

“Anhedonia”.

Arriba