USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 

ÁLBUM (2011)

RADIOHEAD The King Of Limbs

XL-Popstock!
RADIOHEAD, The King Of Limbs
 

En los últimos años un nuevo álbum de Radiohead ha servido menos para hablar de música que para lanzar debates sobre la autoedición, distribución y venta en los tiempos del todo gratis. Al parecer la música es ya lo de menos en ellos, aunque en realidad, creo, ahora mismo solo piensen en ella.

Esa es la impresión que se desprendía de “The Eraser” (2006), disco en solitario de Thom Yorke –más influyente de lo aparente, como puede atestiguar Kanye West–; el soundtrack de Jonny Greenwood para “There Will Be Blood” (Paul Thomas Anderson, 2007); un álbum tan infravalorado como “In Rainbows” (2007), al que quizá perjudicó en su recepción crítica que pudiera bajarse por la cara; y, sobre todo, “The King Of Limbs”, disco-sorpresa cuya abstracción no debería sorprender. Radiohead llevan unos años haciendo su música de espaldas a la galería, despegándose de los afectos excesivos por las necesidades del público mayoritario. Y ese solipsismo alcanza su cima hasta la fecha en este disco extraño pero muy notable, un grower en toda regla, sobre todo si admitimos que texturas o ritmos puedan tener la relevancia de estribillos.

Los placeres de “The King Of Limbs” no saltan al oído a la primera, aunque temas como “Little By Little” o el single “Lotus Flower” contengan giros melódicos tan efectivos como cabe esperar en el grupo. Hace falta más de una escucha apresurada (en esta época de velocidad digital, enseguida reducida a tweet y escarnio precoz) para entrar de lleno en esta actualización sutil del krautrock de Neu! a través de estrategias rítmicas y sonoras asociadas a la nueva bass music que revela nuevos matices con cada escucha. En “Feral”, Phil Selway trasciende sus flácidas aventuras de songwriter con una muestra de dinamismo pro-dubstep en los límites de la realidad. El ritmo sincopado de palmas de “Lotus Flower” es tan adictivo como el mejor estribillo; y lo mismo puede decirse del trenzado de guitarras de “Morning Mr. Magpie” o el mutante swing rítmico de “Separator”. Extraños placeres, unos pocos entre muchos. Sin ser un clásico (quizá le falten grandes epifanías), “The King Of Limbs” es algo serio. En serio.

“Separator”.

Arriba