USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 

REEDICIÓN (2015)

SUN CITY GIRLS Torch Of The Mystics

Abduction
SUN CITY GIRLS, Torch Of The Mystics
 

Portadores insignes del título de marcianos supremos del planeta underground a lo largo de casi treinta años, Sun City Girls edificaron un multiverso de sonoridades tan desproporcionado que, a primera vista, puede llegar a impresionar a quien no esté acostumbrado a los parajes menos comunes. Jazz, blues, grabaciones caseras, psych rock, música oriental, surf rock, proto post-hardcore, sonido Nueva Orleans, spoken word... Los hermanos Bishop (Sir Richard y Alan) y Charles Gocher siempre han hecho de la confusión el hilo conductor de su obra, y más de medio centenar de discos a sus espaldas así lo corroboran. Buscar un punto de contacto puede ser tan complicado como sencillo. En realidad, da igual. Aunque si hay un LP de consenso, ese es este “Torch  Of The Mystics” (1990), devuelto a la vida por Abduction.

Para este disco, a los de Arizona les dio por empaparse totalmente de la mística del pueblo indio. Las voces se evaporan en ritos chamánicos, abrigados por transfiguraciones desérticas de lo que podría ser un haiku en las manos de Black Sabbath –“Blue Mamba”– o Jimi Hendrix – “Esoterica Of Abyssynia”–. A partir de esta columna, las articulaciones cobran formas tan particulares como su adaptación de “Llorando se fue” (“The Shining Path”), el clásico popular boliviano de Los Kjarkas; “Radar 1941”, ¿el reflejo de Mudhoney tras una excursión por el desierto?; “Papa Legba”, que parece una grabación psicofónica de David Toop en el Amazonas, y “The Vinegar Stroke”, disparada como si Bert Jansch hubiera sido abducido por un esqueleto viviente. Vamos, como para perdérselo...

“Blue Mambo”.

Publicado en la web de Rockdelux el 21/12/2015
Arriba