×

USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 
JIM DODGE, No se desvanece
 

LIBRO (2017)

JIM DODGE No se desvanece

Alpha Decay

Siempre es una grata noticia que la traducción al castellano de un buen libro no se pierda o se quede atrapada en el limbo editorial. Tratándose de “Not Fade Away” (1987), segunda novela del autor norteamericano Jim Dodge (Santa Rosa, California, 1945), la presente edición de Alpha Decay bajo el título “No se desvanece” (2017) es motivo para venirse tan arriba como el protagonista del relato, George Gastin, al volante de un Cadillac Eldorado del 59. Quienes tengan la colosal suerte de no haber leído este libro se toparán con una delirante road novel, con Gastin inmerso en su largo periplo por carretera, como parte de un emotivo y loco plan relacionado con ese coche. Un Caddy que una ricachona admiradora adquirió como regalo para The Big Bopper, el tercer rocker que falleció en aquel fatídico accidente aéreo que terminó con su vida, la de Ritchie Valens y la de Buddy Holly, un triste 3 de febrero de 1959.

En su prólogo de la edición inglesa de “Stone Junction” (1990), tercera novela de Dodge, Thomas Pynchon, confeso admirador de Dodge, diría que su lectura “es como estar en una fiesta sin fin donde se celebra todo lo que importa de veras”. Idéntico escenario al de “El cadillac de Big Bopper”, título de la primera edición española de 2007 de El Aleph. La presente reactivación mantiene la traducción de Ana Herrera, pero prescinde de la presentación de Kiko Amat, donde nos hablaba de la envidia que sentía en ese momento, hace ahora ya diez largos años, por el lector que le hincara el diente por primera vez a la novela, de la que decía que es “uno de mis libros favoritos, y uno de los mejores libros de la historia, y la mejor película no filmada de la galaxia”.

BERNARD QUIRINY, Cuentos carnívoros
Por Juan Cervera
ANNE WIAZEMSKY, La joven

LIBRO (2008)

ANNE WIAZEMSKY

La joven

Por Juan Cervera
ALICE MUNRO, Mi vida querida
Por David Morán
WILLIAM FINNEGAN, Años salvajes
Por David Morán
PHILIP ROTH, La humillación
Por Juan Cervera
RICHARD YATES, Vía revolucionaria
Por Sílvia Pons
WELLS TOWER, Todo arrasado, todo quemado
Por Juan Manuel Freire
MICHEL HOUELLEBECQ, El mapa y el territorio
Por Eduardo Guillot
NAMI MUN, Lejos de ninguna parte
Por Juan Cervera
MARIANA ENRIQUEZ, Los peligros de fumar en la cama
Por Juan Cervera
GEORGE PLIMPTON, El hombre que estuvo allí
Por David Morán
DONALD RAY POLLOCK, El banquete celestial
Por David Morán
SHALOM AUSLANDER, Lamentaciones de un prepucio
Por JuanP Holguera
CLARENCE COOPER JR., La Escena
Por David Morán
ROBERTO BOLAÑO, 2666

LIBRO (2004)

ROBERTO BOLAÑO

2666

Por Sílvia Pons
DON WINSLOW, El poder del perro
Por Juan Cervera
AMÉLIE NOTHOMB, Ordeno y mando
Por Juan Cervera
JUAN PABLO VILLALOBOS, No voy a pedirle a nadie que me crea
Por David Morán
JEFFREY EUGENIDES, La trama nupcial
Por Ruben Pujol
MARLON JAMES, Breve historia de siete asesinatos
Por David Morán
OWEN JONES, Chavs: La demonización de la clase obrera
Por Víctor Lenore
Arriba