×

USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
JOOLS HOLLAND, La televisión musical aún es nutritiva

En el estudio con Mr. Holland.

 
 

ENTREVISTA (2011)

JOOLS HOLLAND La televisión musical aún es nutritiva

‘Later... With Jools Holland’ es uno de los espacios musicales más prestigiosos de la BBC. En antena desde 1992, es famoso por su mezcla estilística y, sobre todo, por su formato: se graba en un gran plató circular en el que las bandas y solistas esperan su turno de actuación mientras presencian las performances de los demás. Prácticamente todos los artistas relevantes de las dos últimas décadas han pasado en algún momento de sus trayectorias por ‘Later... With Jools Holland’. David Saavedra estuvo en la inauguración de la temporada 39 y habló con el mismísimo Jools Holland, fundador de Squeeze y músico de sesión en infinidad de proyectos. Actualmente, se puede seguir el programa en Movistar Xtra (ver aquí).

Vista como está la situación en España desde hace años, pensar en programas musicales televisivos de corte clásico, larga trayectoria, horario decente y audiencias aceptables (todo ello con artistas de calidad) parece una utopía. Más, todavía, que estos se exporten a otros países. Una de las más demoledoras excepciones es el legendario ‘Later... With Jools Holland’, uno de los shows estrella de la BBC 2 británica, que se encuentra justo a punto de cumplir veinte años de emisión, y que resultará familiar a todos los aficionados a la música popular que, en algún momento de sus vidas, sea en un DVD, picando en YouTube o de algún otro modo, han contemplado alguna actuación de sus artistas favoritos en el inconfundible plató del programa. Lo difícil, de hecho, es no haberlo visto porque, desde 1992, gran parte de los artistas que han sido alguien, jóvenes o veteranos, han pasado por ahí. Desde el año pasado, todos los martes a las diez de la noche, también podemos verlo en España, emitido por Canal+ Xtra.

“En el show hay algunos grandes artistas ‘mainstream’; también hay leyendas que vienen del mundo del jazz o de la world music... pero siempre personas que crean música con integridad e intenciones artísticas, músicos viejos y nuevos”

“Un programa como este no funcionaría en una cadena comercial porque los artistas a los que seleccionamos no siempre son los más vendedores cada semana”, explica el propio Jools Holland, de 53 años, desde su camerino, minúsculo pero con un imponente piano, el instrumento que le ha hecho uno de los músicos más afamados del pop británico desde que debutase en 1974 con Squeeze. “En el show hay algunos grandes artistas ‘mainstream’; también hay leyendas que vienen del mundo del jazz o de la world music... pero siempre personas que crean música con integridad e intenciones artísticas, músicos viejos y nuevos. La BBC acepta a toda esta gente, independientemente de su procedencia e importancia, porque tiene una perspectiva a largo plazo; todo forma parte de nuestros archivos”.

Ver in situ cómo se graba ‘Later... With Jools Holland’ es realmente espectacular. El plató es circular, con cuatro escenarios y un quinto espacio reservado para el piano, sentado ante el cual el conductor del programa suele tocarse algún temita y dialogar con alguno de sus invitados. El público accede por sorteo y hace cola estoicamente en el exterior de los estudios de la BBC en el barrio londinense de White City. Según una representante de la cadena, mucha gente ofrece dinero para poder acudir a alguna de las grabaciones, pero está estrictamente prohibido aceptarlo. Ya dentro, se sitúa a los invitados en cuatro pequeñas graderías bordeando la circunferencia mientras que, justo antes de comenzar, un speaker veterano e hiperactivo va caldeando el ambiente. Cada artista invitado se pasa las tres horas de grabación sobre el escenario, viendo atentamente lo que están haciendo los otros grupos. En el centro del plató, una cámara móvil y todo un arsenal de técnicos secundan a Holland mientras va presentando a cada artista desde diferentes lugares del set.

 
JOOLS HOLLAND, La televisión musical aún es nutritiva

“La música ha sido absolutamente grata conmigo, fantástica”.

 

La extraordinaria coordinación y toda la coreografía de movimientos que se observa en el personal es más impresionante que las propias actuaciones, que se van encadenando, pam-pam-pam, en riguroso directo. Eso, al menos, fue lo que pude comprobar en la inauguración de la temporada actual, la 39, en la que estuvieron presentes Snow Patrol, Little Dragon, Trombone Shorty, The Duke Spirit, Emeli Sandé y Roy Harper, además de Shaun Ryder, aunque este último solo vino a hablar de su libro. En concreto, la autobiografía “Twisting My Melon”, y cuya minientrevista provocó el mayor alborozo del programa (“No recuerdo nada de lo que sucedió en los noventa”, le confesó hilarantemente a Holland).

“Hay programas que los han visto diecisiete millones de personas en YouTube; todo está cambiando en la forma de ver televisión, pero lo importante es que aún estamos aquí. La música es, al final de todo, un lenguaje internacional y, para mí, cuanta más gente lo vea, mejor”

Pero, pese a la imagen que el engominado y trajeado presentador pueda ofrecer en pantalla, no siempre controla TANTO a quien él está llevando. Reconoce el londinense que el trabajo duro lo hace su equipo: “Los productores del show eligen a la gente, ya que yo me paso el resto del tiempo ocupado siendo un artista yo mismo –actualmente edita discos y hace giras al frente de The Rhythm And Blues Orchestra–. La elección de los invitados –añade– es dictada por quien anda por aquí. Si alguien está de gira y se pone a tiro, intentamos pillarlo, pero no tenemos presupuesto para traer a nadie en avión. Por lo demás, a todos les pagamos lo mismo, da igual si se trata de Elton John o de alguien nuevo”.

Ante la pregunta de si recuerda algún caso de un artista novel que posteriormente haya tenido un éxito masivo que le sorprendiera, él da un poco la vuelta a la cuestión y lanza un recuerdo a Amy Winehouse, quien fue prácticamente un descubrimiento de ‘Later... With Jools Holland’. “Tras su muerte, le hicimos un homenaje con todas sus actuaciones en el programa e ibas viendo cómo iba evolucionando, pero desde el principio era fantástica”, considera. “Sí que es cierto que hay gente a la que ves vulnerable y frágil. No es tan importante vislumbrar el éxito de alguien como ser capaz de ver quién se va a mantener y seguir haciendo música durante mucho tiempo o quiénes van a acabar destruidos”.

También es decisivo en estos momentos vislumbrar cuál puede ser el futuro de un show como este en un medio actualmente en tan rápida transformación como el televisivo. Nuestro interlocutor, de hecho, posee el récord como el personaje que ha conducido más programas musicales en el Reino Unido desde que comenzara en 1982, con el también mítico ‘The Tube’: “Después de treinta años, aún no entiendo muy bien cómo funciona la televisión; para mí sigue siendo un milagro ver a gente moviéndose en la pantalla. A veces me pongo a ver vídeos de actuaciones de hace setenta años y me quedo fascinado”. Pese a ello, no tiene miedo de los cambios propiciados por el fulgurante poder de internet: “Hay programas que los han visto diecisiete millones de personas en YouTube; todo está cambiando en la forma de ver televisión, pero lo importante es que aún estamos aquí. La música es, al final de todo, un lenguaje internacional y, para mí, cuanta más gente lo vea, mejor”, explica antes de concluir con una afirmación incuestionable: “La música ha sido absolutamente grata conmigo, fantástica”.

JOAQUÍN REYES, Chanante

ENTREVISTA (2006)

JOAQUÍN REYES

Chanante

Por Víctor Lenore
CHARLIE BROOKER, “Black Mirror”: abismos tecnológicos
Por Begoña Donat
PALOMA CHAMORRO, Disculpen esta interrupción
Por José Luis Fdez. Abel
Arriba