USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
ARIES, De ruta por Europa con Calvin Johnson

Concierto en el DAMAS de Lisboa.
Foto: Mar Rojo

 
 

EN LA CARRETERA (2016)

ARIES De ruta por Europa con Calvin Johnson

Del 30 de octubre al 26 de noviembre de 2016, Aries estuvo de gira por diversos países europeos (Alemania, República Checa, Austria, Hungría, Eslovenia, Italia, Francia, España y Portugal) como telonera de Selector Dub Narcotic, el actual proyecto de Calvin Johnson. Ambos presentaban sus nuevos trabajos: “Adieu Or Die” y “This Party Is Just Getting Started”, respectivamente. La cantante Isabel Fernández Reviriego nos relató su experiencia junto al creador de K Records en este artículo.

En febrero de 2015, recibí una emocionada llamada de Albert de La Castanya anunciándome que K Records editaría y distribuiría mi nuevo disco, “Adieu Or Die”, en Estados Unidos y Canadá. “¡Qué vueltas da la vida y qué experiencias emocionantes proporciona la música!”, pensé. Si con 16 años alguien me hubiera dicho que mis canciones aparecerían auspiciadas por la K amarilla y que acabaría tocando en Estados Unidos y recorriendo Europa junto con Calvin Johnson, me habría parecido delirante. ¡Pero aquí estamos! ¡Viva!

“Atendiendo a la diversidad de lugares donde tocamos durante todo ese mes, también parece existir menos paternalismo y mayores facilidades a la hora de desarrollar iniciativas y espacios culturales. Quizá son impresiones superficiales de socióloga de pacotilla, lo sé, pero así lo percibí”

Comenzamos en Alemania: allí nos reunimos con Calvin, quien ya atesoraba varios días de gira por el Reino Unido y Países Bajos. Jose (técnico de sonido), Mar (tour manager) y yo partimos desde Zaragoza, donde había actuado la noche anterior. Desde allí condujimos hasta Leipzig en una jornada eterna de esas de furgo extrema y “trastornante”. En realidad yo no conduje: fui todo el viaje como una mascota en el asiento de atrás, ya que mi conducción ganja fumeta es temida por todos. Así que a ratos pude disfrutar de la lectura que me acompañó durante todo el tour: la autobiografía de Chaplin, uno de mis artistas favoritos y pura inspiración.

Me encantó tocar en Leipzig y disfrutar durante unas horas de su energía punk y crustie. Calvin, con mucha razón, se quejó acusadamente de que nos fumasen como carreteros en la cara mientras cantábamos: una tónica que acabó repitiéndose en casi todos los países de la gira. 

Esa laxitud que pudimos percibir con el fumeteo y el alcohol en la mayoría de los shows, aunque al principio me asqueó (¿quién quiere pulmones como ceniceros?), me pareció que responde a una mayor madurez de esas sociedades y a un menor paternalismo por parte de sus gobiernos. Atendiendo a la diversidad de lugares donde tocamos durante todo ese mes, también parece existir menos paternalismo y mayores facilidades a la hora de desarrollar iniciativas y espacios culturales. Quizá son impresiones superficiales de socióloga de pacotilla, lo sé, pero así lo percibí. Me callo y continúo con los conciertos.

El proyecto musical de Calvin, Selector Dub Narcotic, es una bombita confeccionada con excelentes bases electrónicas, dub, hip hop old school, dance y funk bajo la batuta del productor Smoke M2D6. Todo ello acompañado de unas letras tan inteligentes como divertidas. Noche tras noche nos hizo bailar y sentir el groove a su lado, con momentos realmente vibrantes de unión con la gente.

 
  • Bologna. Junto a Mar y Calvin. Foto: Albert Guàrdia

  • En la proa del barco en Hamburgo. En la foto, tomada por un marinero, estamos Jose, Mar y yo.

  • Cartel de la gira hecho por Berto Fojo

  • Con Albert y Calvin en la tienda Bad Seeds de Brest. Foto: Jose Vázquez

  • Calvin en el DAMAS de Lisboa. Foto: Mar Rojo

 

Hamburgo nos proporcionó la experiencia más extraña de toda la gira. Tocamos en un barco pesquero inmenso atracado en el Elba, regentado por marineros que parecían miembros de Rammstein. El buque en cuestión es una sala apabullante. Nos alojamos allí, en nuestros camarotes correspondientes, y cenamos y desayunamos con los marineros también, en las cocinas de la embarcación. De manera inefable, lo que al principio parecía una exótica y excitante aventura se fue tornando en oscuridad; no sé por qué las “vibraciones Rammstein” se hicieron cada vez más intensas y tenebrosas. Quizá solo estábamos paranoicos fruto de la marihuana gótica que allí catamos, quizá la tripulación tenía un mal día, quizá el carácter claustrofóbico del espacio nos fue aturdiendo... Pero todos salimos de aquel barco aliviados mientras Calvin cantaba en la furgo “Bye Bye Sea Monsterrsss”. ¡Ja ja!

“Mi espíritu pertenece al sur de Europa, lo tengo claro. El centro y el norte son exquisitos; de hecho, gran parte de mis héroes provienen de Alemania o Austria (Thomas Mann, Hermann Hesse, Freud, Adorno, Cluster, Goethe, Hannah Arendt, Bertolt Brecht, Kraftwerk, Paul Klee, Eisntein, Bach... ¡hay mil! ). Pero amo la luz y los días largos, las hortalizas y las frutas sabrosas, el contacto físico, el griterío y la chispa latina”

La República Checa nos regaló pura belleza y alegría. La lindura de las calles de Praga y Brno y el calor de la gente nos deslumbraron. En Brno tocamos en un espacio de la universidad y los estudiantes bailaron intensamente durante el concierto. Es realmente hermoso estar en otro país, cantando en tu idioma, tocando la música que un día escribiste en tu habitación y conectar con gente en principio tan lejana a ti. En todo momento sentí esta gira como un regalo: telonear a Calvin me permitió actuar delante de público cada noche, en numerosas ocasiones con las salas abarrotadas, en lugares a los que difícilmente hubiera podido acceder sola. Siento una enorme gratitud.

En Viena tocamos en una fiesta, organizada por Andi Dvořák del sello Fettkakao, que se celebraba en un club de electrónica. A lo largo de todo el mes pudimos conocer a decenas de promotores como Andi: amantes reales de la música, fans de escuchar grupos en directo, “tronados” incansables que trabajan con pasión y compromiso genuinos. Son una especie que hay que cuidar en estos mercantilizados tiempos que corren.

En Budapest se unió a nosotros Kaile, la novia de Calvin, una extraordinaria científica y bailarina. Bebimos cerveza, tocamos en el Golya, bailamos con todo el público, dormimos en un agujero negro, nos congelamos, pinchamos una rueda, vivimos un pequeño infierno y salimos pitando hacia Eslovenia. Era nuestra primera vez en Liubliana y resultó una megagrata sorpresa. Mi intención es regresar en cuanto me sea posible a esa bella ciudad.

Para mi alegría, la próxima parada fue Italia. Mi espíritu pertenece al sur de Europa, lo tengo claro. El centro y el norte son exquisitos; de hecho, gran parte de mis héroes provienen de Alemania o Austria (Thomas Mann, Hermann Hesse, Freud, Adorno, Cluster, Goethe, Hannah Arendt, Bertolt Brecht, Kraftwerk, Paul Klee, Eisntein, Bach... ¡hay mil! ). Pero amo la luz y los días largos, las hortalizas y las frutas sabrosas, el contacto físico, el griterío y la chispa latina. La alegría de los italianos compensó con creces sus minicaos organizativos y su impuntualidad. Por no hablar de su suprema gastronomía. En esta parte del viaje, Mar regresó a Madrid y su lugar fue ocupado por Albert, cuya llegada celebramos con una lasaña típica de Boloña. Ma che cosa deliziosa!

 
ARIES, De ruta por Europa con Calvin Johnson

Hamburgo. Calvin junto a el Elba. Foto: Isabel Fernández Reviriego

 

Todo el mundo quiere saber cómo es Calvin, si es tan excéntrico como parece, si las leyendas que orbitan a su alrededor son ciertas… Es muy inteligente, generoso, una enciclopedia musical y un absoluto punk. Me gustó mucho que su ordenador estuviese repleto de música actual –en su mayoría de Olympia y alrededores– y nos descubriese grupos de electrónica y rock desquiciado increíbles (Cavegreen y Cock & Swan eran mis favoritos).

En Francia se desarrolló gran parte del tour: allí nos aguardaban siete fechas y se constituyó en mi país favorito para tocar, además de Portugal. La gente compró discos a destajo, mostró interés puro en la música y el público se reveló heterogéneo, joven y maduro. Las salas estuvieron llenas cada noche y el trato de los organizadores fue maravilloso; incluso en París, donde no pueden evitar ser bordes, fueron muy majos. Muchos quesos, buenas conversaciones, hierbita, pinchadas sorprendentes... ¡Hasta pronto, France!

“Tocar por el planeta me hace aprender y enriquece mi espíritu profundamente. Es agotador y un poco desquiciante, pero he regresado a casa con la cabeza en ebullición, atestada de ideas, pensamientos, recuerdos, conversaciones… Y mi corazón palpita con decenas de sentimientos, sensaciones y canciones. Igualmente, tu capacidad de adaptación al medio y empatía se triplican”

Mientras tanto, durante las extensas jornadas de furgoneta, disfruté de las palabras de Chaplin: “A lo largo de los años he descubierto que las ideas surgen cuando se siente un intenso deseo de tenerlas. Al estar deseándolo sin cesar, la mente se convierte en una especie de atalaya para la búsqueda de incidentes que exciten la imaginación”.

Tocar por el planeta me hace aprender y enriquece mi espíritu profundamente. Es agotador y un poco desquiciante, pero he regresado a casa con la cabeza en ebullición, atestada de ideas, pensamientos, recuerdos, conversaciones… Y mi corazón palpita con decenas de sentimientos, sensaciones y canciones. Igualmente, tu capacidad de adaptación al medio y empatía se triplican: aprendes a sobrevivir con salero en cualquier lado y a tratar con personas de toda clase.

Veintisiete fechas en treinta días. Terminamos la gira en Lisboa tras cruzar España, donde no me detendré ya que todos la conocemos; aunque destacaré el concierto en el Liceo Mutante de Pontevedra por el desparrame de baile y alegría que allí se vivió. ¡Por muchos años, Liceo Mutante!

Como decía, terminamos en Lisboa. Esta era la cuarta vez que tocaba como Aries en Portugal desde marzo y cada vez que regreso más me enamora. Portugal es el flow, el disfrute y la riqueza cultural. Me enamora el público –que de nuevo acabó descamisado con Calvin danzando entre la gente– y me enamora su capacidad aglutinadora de influencias y culturas. En Portugal suena batida, kuduro, afrobeat, funk, fados, pop de todas las épocas, tropicalia, rock’n’roll y electrónica exuberante, todo mezclado en la batidora del disfrute. Un ejercicio de sincretismo suculento y sabio. La globalización cultural debería ser esto, ¿no?

Quedan grabados en mi memoria los momentos de conexión y comunión con la gente. A través del ritmo, a través de las melodías, de los ruidos y los sonidos: el poder de la música es una cosa tan divertida como profunda y trascendente. ¡Gracias!

Publicado en la web de Rockdelux el 30/12/2016
CUCHILLO, Diario de una gira por Estados Unidos
Por Cuchillo
DEPEDRO, Pedacitos de vértigo

EN LA CARRETERA (2011)

DEPEDRO

Pedacitos de vértigo

Por Jairo Zavala
REMATE, A 1.250 millas de Omaha

EN LA CARRETERA (2013)

REMATE

A 1.250 millas de Omaha

Por Remate
SANJOSEX, En el festival del desierto

EN LA CARRETERA (2011)

SANJOSEX

En el festival del desierto

Por Carles Sanjosé
DUOT, Compartiendo experiencias

EN LA CARRETERA (2013)

DUOT

Compartiendo experiencias

Por Duot
ZA!, Ponencias australianas

EN LA CARRETERA (2015)

ZA!

Ponencias australianas

Por Za!
DORIAN, Una gira por Latinoamérica

EN LA CARRETERA (2012)

DORIAN

Una gira por Latinoamérica

Por Marc Gili
LITORAL, Perder el norte

EN LA CARRETERA (2011)

LITORAL

Perder el norte

Por Pau Roca
OCELLOT, Visiones de China

EN LA CARRETERA (2016)

OCELLOT

Visiones de China

Por Marc Fernández
I AM DIVE, Entre los hipsters texanos y los hippies de Chicago
Por Esteban Ruiz
EXTRAPERLO, Viaje relámpago a Londres

EN LA CARRETERA (2013)

EXTRAPERLO

Viaje relámpago a Londres

Por Borja Rosal
MANEL, Tres conciertos, dos universidades y un quiste sacro
Por Guillem Gisbert
BETUNIZER, En compañía de Daniel Johnston
Por Marcos Junquera
TACHENKO, Con Micah P. Hinson, un “maldito” que no lo es tanto
Por Sebas Puente
BEACH BEACH, Sobrevivir con ceviche y pisco
Por Tomeu Mulet
BURRUEZO, El loco errante (de países, de músicas, de estilos...)
Por Pedro Burruezo
FURGUSON / ALIMENT, Una gira para dos

EN LA CARRETERA (2011)

FURGUSON / ALIMENT

Una gira para dos

Por Edu Vila y Pol Huedo
PUMUKY, La “mala buena suerte” en México
Por Jaír Ramírez
ROBERT FORSTER, Lluvia de primavera

EN LA CARRETERA (2013)

ROBERT FORSTER

Lluvia de primavera

Por Adrián de Alfonso
HANS LAGUNA, Un indie en la India

EN LA CARRETERA (2015)

HANS LAGUNA

Un indie en la India

Por Hans Laguna
THE SUICIDE OF WESTERN CULTURE, Para protegerte a ti, a tu familia y a tu comunidad
Por The Suicide Of Western Culture
MARGARITA, Quince conciertos, quince ciudades
Por Margarita
EL COLUMPIO ASESINO, Terremoto en México

EN LA CARRETERA (2012)

EL COLUMPIO ASESINO

Terremoto en México

Por Albaro Arizaleta
Arriba