USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
BEACH BEACH, Sobrevivir con ceviche y pisco

Parque de Barranco (Lima): ¡viva la cocina peruana!

Foto: Joan Guàrdia

 
 

EN LA CARRETERA (2016)

BEACH BEACH Sobrevivir con ceviche y pisco

Los mallorquines-barceloneses Beach Beach se embarcaron en su primera gira por el continente americano del 17 al 22 de noviembre de 2015. Fueron cuatro conciertos en Santiago de Chile y uno en Lima. Muchas horas de avión, tres cambios de moneda, otros tantos cambios de hora y una búsqueda insaciable de wifi. Una semana en la que la banda sobrevivió a base de ceviche, piscola, pisco sour y pisco solo. Tomeu Mulet, uno de sus componentes, contó 
la experiencia para Rockdelux.

El verano pasado, Albert Guàrdia, una de las dos mitades de La Castanya, sello donde Beach Beach hemos editado nuestros discos, y encargado también junto con Joan Guàrdia (la otra mitad) de nuestro management, me llamó. Después de su tradicional mareo de la perdiz (aunque se le conozca como el baterista vigoroso de Nueva Vulcano, en las distancias cortas es un tío al que le gusta tomarse las cosas con calma), me comentó que tenía pensado presentarnos como candidatos a participar en unos showcases de la Feria Pulsar, en Chile. “Oye, pues si cuela, cuela”, pensé.

“Solo he conseguido hacer una breve lista, pisco en mano, eso sí, aunque con los ojos vidriosos, de las cosas que más echo de menos de esos días y de una de la que me avergüenzo como extranjero de la Madre Patria”

Los melómanos muchas veces ignoramos que la mayoría de los logros que consigue una banda se sustentan en una base de proyectos que se han ido al traste. Suena contradictorio, pero el mantener las ganas de hacer cosas (así, en general) es la pieza esencial que permite que puedas disfrutar del camino. Vamos, que, a fuerza de intentarlo y dar la brasa, al final algo acaba saliendo.

A todo esto tengo que confesar que me olvidé por completo de las fechas hasta que Joan Guàrdia nos comentó una noche de principios de octubre a Pau (Riutort) y a mí que había sonado la flauta y nos íbamos a Chile y Perú. De un día para otro, después de varios intentos frustrados de cruzar el charco, no solo íbamos a pisar el continente americano, sino que, fíjate tú, directamente íbamos a ver el Pacífico.

Cuando me encargaron este artículo quería enumerar, pisco en mano y con tono experimentado, lo que había aprendido de tan intensa experiencia, pero, qué demonios, solo he conseguido hacer una breve lista, pisco en mano, eso sí, aunque con los ojos vidriosos, de las cosas que más echo de menos de esos días y de una de la que me avergüenzo como extranjero de la Madre Patria. A saber:

 
  • Centro Arte Alameda (Santiago de Chile). Foto: Cortando El Aire

  • Victoria Bar (Lima). Foto: Lucía Alfaro

  • Mercado de Tirso de Molina (Santiago), con amigos de Celadores y Quemasucabeza. Foto: Àngel Garau

 

1. La gente local. El carácter insular que traigo de serie me hace reacio a afirmar el tópico ese que dice que “la gente del rock somos como una gran familia”. Por decirlo de alguna forma, por no fiarme, no me fío ni de mi madre. Aun así, y especialmente después de esta gira, me veo obligado a reconocer que tenemos buenos amigos que viven muy lejos. Vale, que sí, que la Feria Pulsar nos dio la oportunidad de ir a Chile (y tocar con unos medios con los que ya nos gustaría contar en muchos de nuestros conciertos aquí), pero sin Hernán, Cata y Nicole del sello Celadores, que nos organizaron dos conciertos más dentro de los festejos del cuarto aniversario de dicha disquera, no lo hubiésemos disfrutado ni la mitad, ni tampoco hubiéramos conocido a gente maja como Jose, de Quemasucabeza (otra buena discográfica).

Y en Lima, más de lo mismo con Luis de Buh Records, capaz de montar un concierto un domingo a las tres de la tarde en tiempo récord en uno de los lugares más bonitos de Lima (el Victoria Bar, una casa colonial en Barranco) y colgar el cartel de sold out...

Así, sí.

“Soy el primero que vive obsesionado con ir a tocar a Estados Unidos... La verdad es que sentí bastante vergüenza de no tener más curiosidad por lo que se hace en los casi dos tercios restantes de continente, con los que tenemos unos lazos culturales mucho más estrechos”

2. La cocina peruana. Vaya con la cocina peruana, amigos. El bueno de Hernán ya nos avisó el día que llegamos a Santiago (nos encontramos antes de lo programado, por casualidad, en una calle cualquiera de una ciudad de más de seis millones de habitantes): “Tengo que reconocer que la cocina peruana es mucho mejor que la chilena, cachái; en cambio, el pisco... también es mejor el peruano”. Con eso podría vivir el resto de mis días. Un plato de ceviche y un pisco sour es lo único capaz de volver a ponerme las constantes vitales en su sitio antes de salir a tocar.

3. Lo insultante del poco caso que se le hace aquí a la música latinoamericana independiente. Soy el primero que vive obsesionado con ir a tocar a Estados Unidos. A lo mejor a vosotros os hace mucha gracia, pero es un problema con el que tengo que convivir cada día de mi vida. De hecho, el caprichito este me ha costado tantas frustraciones y malos momentos que, cuando una noche en Santiago, en casa de Jose (de Quemasucabeza; os lo he presentado antes), nos empezaron a enseñar a bandas como Protistas y los míticos Los Prisioneros, o descubrimos la escena de Valparaíso con propuestas como Linares Nro. 9 y Adelaida, o nos quedamos boquiabiertos por la apertura de miras de gente tan joven como los peruanos Almirante Ackbar y Dan Dan Dero, la verdad es que sentí bastante vergüenza de no tener más curiosidad por lo que se hace en los casi dos tercios restantes de continente, con los que tenemos unos lazos culturales mucho más estrechos

Lo digo de verdad: tenemos montones de gente haciendo cosas con la amplitud de miras de alguien que sabe que no se siente presionado por gustar al gringo, y todo parece salir de forma honesta y natural. Y, por otra parte, la respuesta de la audiencia también tira para atrás. La experiencia en Lima, por ejemplo, habla por sí sola: una sala abarrotada, sin escenario y con un público realmente receptivo a cosas nuevas fue de lo más agradecido que vivimos en 2015. Porque, al final, lo importante de hacer cosas siempre es la gente. Y, cuanto más cerca la tengas, mejor.

HIDROGENESSE, De costa a costa

EN LA CARRETERA (2009)

HIDROGENESSE

De costa a costa

Por Hidrogenesse
EL COLUMPIO ASESINO, Terremoto en México

EN LA CARRETERA (2012)

EL COLUMPIO ASESINO

Terremoto en México

Por Albaro Arizaleta
HANS LAGUNA, Un indie en la India

EN LA CARRETERA (2015)

HANS LAGUNA

Un indie en la India

Por Hans Laguna
THE SUICIDE OF WESTERN CULTURE, Para protegerte a ti, a tu familia y a tu comunidad
Por The Suicide Of Western Culture
DUOT, Compartiendo experiencias

EN LA CARRETERA (2013)

DUOT

Compartiendo experiencias

Por Duot
REMATE, A 1.250 millas de Omaha

EN LA CARRETERA (2013)

REMATE

A 1.250 millas de Omaha

Por Remate
DEAD CAPO, Intensidad en Addis

EN LA CARRETERA (2012)

DEAD CAPO

Intensidad en Addis

Por Javier Díez Ena
SANJOSEX, En el festival del desierto

EN LA CARRETERA (2011)

SANJOSEX

En el festival del desierto

Por Carles Sanjosé
LITORAL, Perder el norte

EN LA CARRETERA (2011)

LITORAL

Perder el norte

Por Pau Roca
OCELLOT, Visiones de China

EN LA CARRETERA (2016)

OCELLOT

Visiones de China

Por Marc Fernández
TACHENKO, Con Micah P. Hinson, un “maldito” que no lo es tanto
Por Sebas Puente
THE BLACK BAGS, Con Daniel Johnston en Nimes
Por Xavi Caparrós
ARIES, De ruta por Europa con Calvin Johnson
Por Isabel Fernández Reviriego
BURRUEZO, El loco errante (de países, de músicas, de estilos...)
Por Pedro Burruezo
MARGARITA, Quince conciertos, quince ciudades
Por Margarita
CUCHILLO, Diario de una gira por Estados Unidos
Por Cuchillo
ROBERT FORSTER, Lluvia de primavera

EN LA CARRETERA (2013)

ROBERT FORSTER

Lluvia de primavera

Por Adrián de Alfonso
PUMUKY, La “mala buena suerte” en México
Por Jaír Ramírez
ZA!, Ponencias australianas

EN LA CARRETERA (2015)

ZA!

Ponencias australianas

Por Za!
DORIAN, Una gira por Latinoamérica

EN LA CARRETERA (2012)

DORIAN

Una gira por Latinoamérica

Por Marc Gili
I AM DIVE, Entre los hipsters texanos y los hippies de Chicago
Por Esteban Ruiz
MAZONI, Zumo de canción

EN LA CARRETERA (2015)

MAZONI

Zumo de canción

Por Jaume Pla
EXTRAPERLO, Viaje relámpago a Londres

EN LA CARRETERA (2013)

EXTRAPERLO

Viaje relámpago a Londres

Por Borja Rosal
Arriba