×

USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. Si continua navegando, supone la aceptación de la instalación de las mismas. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
FUTURE ISLANDS, El camino a casa

William Cashion, Gerrit Welmers y Samuel Herring: el largo trayecto hacia la cima. Foto: Alfredo Arias

 
 

ENTREVISTA (2017)

FUTURE ISLANDS El camino a casa

Aguantar el fortísimo tirón de la sobrexposición mediática no es tarea fácil. Future Islands lograron trascender un inesperado pelotazo televisivo a fuerza de buenas canciones. En 2017, con todo el mundo pendiente de ellos, obtuvieron la reválida con “The Far Field”, otro álbum sobrado de argumentos a favor. Imposible no quererles bien. César Luquero los entrevistó y repasó su trayectoria.




 

“Future Islands cumple once años ahora, pero llevamos escribiendo canciones juntos desde hace catorce. El caso es que nos topamos con el éxito haciendo aquello que siempre habíamos hecho. La cuestión era seguir adelante asumiendo la presión y siendo nosotros mismos” 
(Samuel Herring)

Para el común de los mortales, Future Islands existen desde el 3 de marzo de 2014. Su actuación en el programa televisivo de David Letterman –la actuación del cantante y letrista Samuel Herring, queremos decir– trazó una ineludible divisoria en la carrera del trío que completan el bajista William Cashion y el teclista Gerrit Welmers. Antes de aquel inusual tour de force catódico –Herring mira al público con los ojos abiertos de par en par, se golpea fortísimo en la pechera, cimbrea el caderamen de acá para allá, invoca al cielo brazo en alto, frasea en clave gutural–, el grupo de Carolina del Norte radicado en Baltimore apenas se había comido un colín. Disfrutaba, eso sí, de una estupenda reputación entre la prensa especializada y los buscadores de gemas alternativas, pero había abierto camino costeando sus grabaciones y contratando conciertos desde el salón de casa. Conciertos a los que, en algunas ocasiones, no iban más de diez personas.

La aparición en el show de Letterman interpretando “Seasons (Waiting On You)” lo cambió todo. El vídeo de esa actuación se extendió como una plaga, allanando el camino al lanzamiento de “Singles” (4AD, 2014), su cuarto álbum, que llegaría tres semanas después de la emisión. El disco entró por los pelos en el Top 40 de la lista oficial estadounidense y certificó sesenta mil copias en el Reino Unido. La televisión, de cuando en cuando, puede ser nutritiva.

“Lo mejor de encontrar el éxito es que estuvimos trabajando juntos durante mucho tiempo antes de conseguirlo”, explica Herring, sentado frente a la grabadora en las oficinas de su distribuidora española en Madrid, flanqueado por Welmers y Cashion. “Future Islands cumple once años ahora, pero llevamos escribiendo canciones juntos desde hace catorce. El caso es que nos topamos con el éxito haciendo aquello que siempre habíamos hecho. La cuestión era seguir adelante asumiendo la presión y siendo nosotros mismos. Cuando hice la letra de ‘Through The Roses’ podía ver al público, imaginarlo en mi cabeza, y eso es guay. Podía ver diez mil manos arriba, algo que hace cuatro o cinco años era impensable. Eso cambia tu perspectiva, te hace sentir más libre al escribir, sientes que de verdad puedes decir lo que quieres porque va a haber gente escuchándote”.

El clip de “Ran”, dirigido por Albert Birney, canción de “The Far Field”. Sobre las cosas que perdemos, las que echamos de menos, las que encontramos, las que nos modelan... La vida y nada más.


 



“‘Left out on the road eight years ago’: una mención a lo mucho que hemos girado y a que en su momento no pudimos despedirnos. Tiene que ver con el hecho de que hemos estado trabajando, trabajando y trabajando. Con todos los recuerdos, con las cosas buenas y las cosas tristes. Y ese fragmento en el estribillo, ‘at last you are here in my arms again’, es completamente real, se refiere a mi vida y a esa persona” 
(Samuel Herring)

“The Far Field” (4AD-Popstock!, 2017) –no hay desmentidos ni medias tintas al respecto– fue concebido bajo presión. Pero no se nota. El grupo era consciente de que este nuevo trabajo iba a generar muchas expectativas y decidió ir probando las canciones en sucesivos conciertos de carácter exclusivo o secreto. Una metodología distinta a la habitual que, no cabe duda, ha dado los frutos esperados. “Ir tocando los nuevos temas en directo te permite comprender mejor de qué manera funcionan”, confirma Cashion. “Ves cómo reacciona el público, te permite analizar qué necesita un estribillo o si ciertos sonidos precisan de tal o cual dinámica. La forma en que interpretas está determinada por el directo. Así que fue bueno tener esa experiencia, porque queríamos trasladar esa energía del directo al disco, ese sonido. Ha sido una parte muy importante en el proceso”.

Producido por John Congleton, el quinto álbum de Future Islands es un trabajo de gran intensidad sentimental. Minucioso, rico en detalles, depura el lenguaje establecido por su antecesor en doce canciones que prometen conciertos vehementes y emotivos. El amor, su ausencia o permanencia, así como la factura emitida por la vida en la carretera son asuntos recurrentes en los textos firmados por Herring. Textos conjugados en primera persona del singular la mayoría de las veces, aunque a salvo de todo egotismo. “No tengo un plan cuando me pongo a escribir”, indica el cantante. “Lo hago guiándome por el corazón y por los sonidos que William y Gerrit van creando. Apelo a mi experiencia, pero ellos contribuyen con su trabajo a que todas esas historias vayan saliendo de mí. ‘Aladdin’, por ejemplo, va sobre algo que estaba sucediendo cuando la escribía. La primera estrofa surgió en un momento en que todo parecía derrumbarse, pero la últimas palabras llegaron meses después”.

Una de las mejores canciones del disco es “Beauty Of The Road”. Melodía seductora y bajos de corte Gallup-Hook elevan hacia el infinito e incluso más allá una letra que se pregunta por aquello que podemos perder buscando cosas que quizá no sean tan especiales como parecen. “Habla de una persona muy importante en mi vida que ha terminado siendo muy importante en nuestras canciones”, confiesa Herring. “Es una especie de relación que vive a través de nuestros temas y que, de forma un poco extraña, termina siendo también parte de la vida de otras personas. Empieza con el verso ‘Left out on the road eight years ago’: una mención a lo mucho que hemos girado y a que en su momento no pudimos despedirnos. Tiene que ver con el hecho de que hemos estado trabajando, trabajando y trabajando. Con todos los recuerdos, con las cosas buenas y las cosas tristes. Y ese fragmento en el estribillo, ‘at last you are here in my arms again’, es completamente real, se refiere a mi vida y a esa persona. Y es una de las experiencias más fuertes que he vivido, uno de los sentimientos más bonitos y tristes a los que he cantado. Refleja esas situaciones que apenas puedes plasmar con palabras. Al final lo haces junto a estos tíos y te rompe el corazón”.

 
FUTURE ISLANDS, El camino a casa

”... Ver diez mil manos arriba, algo que hace cuatro o cinco años era impensable. Eso cambia tu perspectiva...”. Foto: Alfredo Arias

 

 

 

 

 

“Si piensas en las cosas que la gente hace por amor, lo que somos capaces de sacrificar por él, las locuras que cometemos... Definitivamente, es algo revolucionario
(Samuel Herring)

Simpático y parlanchín, el frontman de Future Islands se ríe al recordar los tiempos en que juraba que nunca escribiría canciones de amor. Normal, porque en su nuevo trabajo hay unas cuantas. “North Star”, entre las mejores, invita a plantearse la potencia revolucionaria de ese sentimiento. “Si piensas en las cosas que la gente hace por amor, lo que somos capaces de sacrificar por él, las locuras que cometemos... Definitivamente, es algo revolucionario. Están pasando un montón de cosas locas y tristes en el mundo. Y en nuestro país también. Pero lo más bonito es que las personas son capaces de unirse por amor y que la música también tiene esa fuerza. Si escribo es por amor, y por eso es importante para nosotros compartir todas estas historias y darle vida a la gente”.

Al hablar de “The Far Field” es imposible obviar “Shadows”, tema en el que escuchamos nada menos que a Debbie Harry. No se trata de un cameo decorativo. Si la jefa de Blondie no hubiera accedido a colaborar, quizá no habríamos llegado a disfrutar de la canción. Y ellos, no podía ser de otra forma, están encantados con el resultado. “La escribí en 2012 o 2013, pero no encontrábamos a la cantante adecuada para ella”, advierte Herring. “De hecho, tenía que haber entrado en ‘Singles’, esa era la idea, pero no había manera. Lo hablábamos con John Congleton: ‘¿Qué pasa con esta canción, si está guay?’. A él le encantaba y nos preguntaba qué íbamos a hacer con ella. Decíamos: ‘Necesita a alguien que encaje verdaderamente, necesitamos encontrar a una leyenda’. Estábamos en el punto de ‘a la mierda con este tema, nunca vamos a encontrar a la cantante que le va’. Pero John, que había trabajado con Blondie, en un momento dado preguntó: ‘¿Por qué no llamamos a Debbie?’. Y nosotros: ‘¿A Debbie... Harry, dices? ¿La llamarías?’... El caso es que ella dijo que sí, que le gustaba, que adelante y que íbamos a hacer que funcionara. Así que le mandé unos ‘mails’ explicándole qué significaba para mí la canción, dándole ‘background’ sobre sus cualidades emocionales. Fue encantadora. Es muy loco que esté ahí. Creo que sí, que hay una buena química. ¡Encontramos a la leyenda!”.

 

APRENDO DE MIS PASOS

FUTURE ISLANDS, El camino a casa

“Wave Like Home”
(Upset! The Rhythm, 2008)

El ataque del post-punk y la accesibilidad del synthpop confluyen en un álbum dominado por las agresivas líneas de bajo de Cashion y los agrestes riffs de teclado de Welmers. La voz, sin duda distintiva, todavía lucha por encontrar su lugar en el mundo. Se agradece la caña burra de “Seize A Shark”, pero es en canciones como “Heart Grows Old” donde empieza a establecerse su lenguaje.

FUTURE ISLANDS, El camino a casa

“In Evening Air”
(Thrill Jockey, 2010)

La apabullante energía del primer disco se encauza a través de un discurso que va creciendo en enjundia, basado en la manipulación de patrones synth con utillaje retro. “Inch Of Dust” es buen ejemplo de ello. Herring rebaja más de un tono y gana credibilidad. En “Walking Through That Door” se vislumbra su futuro, mientras que en la plantilla kraut de “Swept Inside” se adivina un pasado.

 
FUTURE ISLANDS, El camino a casa

“On The Water”
(Thrill Jockey, 2011)

Cada vez más seguro en su papel de crooner, Herring se consolida como intérprete. Lo hace desde la apertura –subyugante “On The Water”, ritmo Spector incluido– hasta el cierre, meciéndose sobre las melodías de “Grease”. Sus compañeros no le andan a la zaga y entregan composiciones expansivas y ambiciosas, que amplían de forma inesperada una gama de registros hasta entonces escasa.

FUTURE ISLANDS, El camino a casa

“Singles”
(4AD, 2014)

Lo produce Chris Coady, un valor seguro, tras finalizar su relación con Thrill Jockey. Las canciones son más accesibles y por primera vez presentan un álbum de enfoque unitario –en cuanto a sonido, lírica e intenciones– que termina haciendo honor a su ambivalente título. “Seasons (Waiting On You)”, “Back In Tall Grass” y “A Dream Of You & Me” son solo tres brillantes muestras de su imparable avance.

 
MARIE DAVIDSON, El alma de la máquina
Por Álvaro García Montoliu
PEOPLE LIKE US, Del Tesauro a Google
Por Anna Ramos
EINSTÜRZENDE NEUBAUTEN, La voz clama contra la nueva Alemania
Por Jesús Rodríguez Lenin
LA BIEN QUERIDA, El corazón es un cazador solitario
Por Elena Cabrera
ORNETTE COLEMAN, El sonido de la libertad
Por Roger Roca
GABI RUIZ, El ideólogo del Primavera Sound (2ª parte)
Por Santi Carrillo
NEKO CASE, Cuentos de hadas

ENTREVISTA (2006)

NEKO CASE

Cuentos de hadas

Por Miquel Botella
WEYES BLOOD, Un trono para la dama
Por Álvaro García Montoliu
BURAKA SOM SISTEMA, Luanda, Londres, Lisboa
Por Juan Manuel Freire
JOAN MIQUEL OLIVER, El gran juego

ENTREVISTA (2015)

JOAN MIQUEL OLIVER

El gran juego

Por Donat Putx
ODIO PARÍS, Eternamente jóvenes

ENTREVISTA (2011)

ODIO PARÍS

Eternamente jóvenes

Por Carlos Barreiro
RUBÉN BLADES, El patriota en la encrucijada
Por Diego A. Manrique
LEÓN BENAVENTE, Bocados de realidad
Por JuanP Holguera
MAX RICHTER, El cielo es el límite
Por Juan Manuel Freire
NINE STORIES, Más que amigos

ENTREVISTA (2013)

NINE STORIES

Más que amigos

Por José Fajardo
COWBOY JUNKIES, Todas las cenas de Nochebuena
Por Nando Cruz
UPROOT ANDY, Sabor para el mundo

ENTREVISTA (2012)

UPROOT ANDY

Sabor para el mundo

Por Víctor Lenore
DELLAFUENTE, La calle está hablando
Por Guillermo Arenas
THUNDERCAT, Funk honesto para tiempos deshonestos
Por Álvaro García Montoliu
ZA!, Más drone y menos Prozac

ENTREVISTA (2013)

ZA!

Más drone y menos Prozac

Por Ruben Pujol
MOGWAI, Súbelo

ENTREVISTA (2011)

MOGWAI

Súbelo

Por JuanP Holguera
JEANNE ADDED, Gran fuerza

ENTREVISTA (2016)

JEANNE ADDED

Gran fuerza

Por Juan Manuel Freire
TINARIWEN, Desierto azul eléctrico
Por Carlos Fuentes
Arriba