USO DE COOKIES

Este sitio web utiliza Cookies propias y de terceros, para recopilar información con la finalidad de mejorar nuestros servicios, para mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, así como analizar sus hábitos de navegación. El usuario tiene la posibilidad de configurar su navegador pudiendo, si así lo desea, impedir que sean instaladas en su disco duro, aunque deberá tener en cuenta que dicha acción podrá ocasionar dificultades de navegación de la página web.

Aceptar Cómo configurar

Cargando...
 
MUERE JOAN SAURA
MUERE JOAN SAURA
 

Con la muerte ayer, 19 de octubre, en Barcelona de Joan Saura, la escena de la improvisación y la música experimental catalana pierde no solo a uno de sus pioneros, activo desde los años setenta, sino a uno de sus representantes más humanos, sinceros y cálidos. Joan, nacido en Molins de Rei en 1954, formó parte de esa generación que, por su contexto político y momento histórico, tuvo que inventar desde cero un lenguaje musical propio (lo que se conoció como la ona laietana) que sirvió durante la Transición para llenar un enorme hueco en la identidad de los jóvenes experimentadores barceloneses.

Y ese ejercicio de fusión salvaje, de rompecabezas cultural marginal y militante, marcó profundamente la personalidad musical de un Saura que, ya fuera de los hoy míticos Blay Tritono, siguió apostando por la mezcla no solo de estilos, sino también de personas. En su trabajo con Agustí Fernández, Orquestra del Caos, Araki (con Anna Subirana), Nuno Rebelo, Trio Local, Rambla, Les Anciens, Koniec, Pole Pole y tantas otras formaciones de vida efímera, Saura desarrolló múltiples facetas de una idea que bebía de la electroacústica, del free jazz y del rock, y que se articuló a menudo a través del sampler: el vehículo perfecto para esa visión polimórfica del mundo y de la música.

Su personalidad y su brillante sentido del humor fueron una lección de humildad y de frescura, como lo fue una forma de entender la música que funcionaba como una esponja, absorbiendo cuanto más posible para luego filtrar lo que verdaderamente encajaba en su particular gramática. Hoy, Barcelona es un poco más pequeña.

 

El paisaje sonoro, la improviación libre, la coloración sonora centrada en el timbre, sin melodía ni ritmo: palabras de Joan Saura.

 
Publicado en la web de Rockdelux el 20/10/2012
Arriba